Mamá primeriza: El día del Parto y la llegada del Bebé recién nacido

Por María Belén Giardino

El día del nacimiento del bebé

El día del nacimiento del bebé es muy especial, es una fecha que venimos esperando hace nueve meses. Sin embargo, cuando una es madre primeriza, no sabe muy bien de que se trata, ni cómo va a ser, por más que haya leído muchos artículos o visto miles de videos, en ese momento vamos a descubrir que realmente solo sabemos de qué se trata a partir de nuestra experiencia propia.

Según mi experiencia, lo que puedo recomendar para ese día, el del nacimiento, ya sea por parto natural o cesárea, es que te prepares lo más relajada posible.

Otra recomendación que considero súper útil, es que cuando se acerque la fecha del nacimiento, pidas que solo vayan a la clínica u hospital esos familiares más íntimos o esos amigos o amigas más cercanas que son contadas con los dedos de una mano y que te acompañaron en ese camino del embarazo, esas personas de tu círculo más íntimo con las que te sentís cómoda, sin tener que fingir nada, que si te sentís mal podés expresarte, que si estas despeinada no importa y que no van a decir nada.

No es necesario que tu habitación se llene de gente y regalos para el bebé recién nacido, ya habrá tiempo y días para todos ellos, y no se trata de una recomendación antipática, sino de un consejo útil para conservar tu intimidad y calma y la del bebé recién nacido ese día.

Es muy importante poder conservar esa intimidad tan especial en ese día, ya que una deberá acomodarse en todo ese proceso. Estarás saliendo de un parto natural o de una cesárea, recibiendo a tu bebé recién nacido al mundo, aprendiendo a amamantar y organizando una nueva rutina. Comienza a armarse la nueva familia, ya sea monoparental o en pareja y para eso es necesario que esos primeros días reine la tranquilidad para vos y tu hija o hijo.

Madre primeriza: Consejos para los primeros días

La primera semana o dos semanas úsalas para organizarte, con todo lo que significa la llegada al hogar de un bebé recién nacido y todas las emociones que una atraviesa. Pero tomate tu tiempo, hasta poder armar tu nueva rutina, no te apures en nada. Trata de tomarte esos primeros días, que son el comienzo de una nueva etapa, para acomodarte y para que él bebé comience a adaptarse al mundo exterior.

Reduce todos los planes para ese primer mes, el plan va a ser estar en tu casa.

Vas a tener que aprender mucho: A cambiar pañales, a amamantar, o a dar la mamadera en caso que no se llene porque no tenes suficiente leche o por algún otro motivo particular, podrás saber cómo es el sueño del bebé, en qué horarios duerme, a comenzar a armar una rutina, hay bebés que duermen por muchas horas durante la noche, otros que no, y todo será un proceso de aprendizaje y adaptación.

También podrás encontrarte con que el primer tiempo tiene cólicos y llora, y entonces estarás para acompañarlo.

El primer tiempo será un tiempo para aprender, construir ese vínculo madre- hijo/hija, entenderse y conectar.

Es importante lograr que sea un momento de intimidad, cálido, que en el hogar reine la tranquilidad, porque te hará más fácil acomodarte a la nueva vida y también en el caso de que estés en pareja, lo será para tu pareja.

En el caso de que estés en pareja, es tu pareja quien podrá ayudarte en esa primera etapa, y si sos una mamá que no está en pareja, es positivo que puedan ir a ayudarte en las primeras semanas algunas amigas muy cercanas, o familiares, pero sin invadirte. Si no estás en pareja, dejarse ayudar en esos primeros días en la casa es positivo.

Con el paso de los meses, en el caso que no cuentes con una tribu de mamás o familiares que puedan acompañarte en todos los miedos, dudas, emociones que implica transitar ser mamá por primera vez, con el tiempo podes comenzar a buscar grupos donde puedas compartir tus inquietudes, ya que te ayudará a sentirte más comprendida y acompañada.

Tips principales:

  • Trata de generar un espacio de intimidad para ese primer momento y mes.
  • Tratar de que la calma reine en tu hogar para vos y tu bebé o beba.
  • Reduci todos los planes para la primera semana. El plan es estar en la casa.
  • Tomate todo con calma. No te apures. Es un proceso de aprendizaje y adaptación.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *