¿Cómo trabajar la educación emocional con nuestros hijos?

Por Lic en Psicología, Carolina Aguirre López

Muchas veces surgen las preguntas o una se escucha pensando sobre: ¿Qué son las emociones?, ¿las emociones son lo mismo que los sentimientos?, cómo enseñar educación emocional a mis hijos o hijas?

¿Qué son las emociones?

Primero que todo, las emociones son reacciones que todas las personas tenemos. Son algo interno que percibimos, de forma consciente o inconsciente, que nos otorga información y que nos impulsa a una acción.

Las emociones son una vivencia propia que tenemos y que genera una respuesta fisiológica en el cuerpo, por ejemplo, cuando nos sonrojarnos y una respuesta conductual como pensar o gritar.

¿Emociones y sentimientos son lo mismo?

Las emociones y los sentimientos no son lo mismo, aunque muchas veces en la vida cotidiana usamos estas palabras como sinónimos.

Los sentimientos poseen una mayor duración en el tiempo que las emociones, pero las emociones son más intensas que los sentimientos.

-Sentimientos: Mayor duración.

-Emociones: Mayor intensidad.

Las emociones son anteriores a los sentimientos (ya que no existe sentimiento sin emoción previa). ¿Y cuándo una emoción se convierte en sentimiento?:  Se convierte en sentimiento, cuando tomamos conciencia de esa emoción, podemos nombrarla y realizar un juicio sobre la misma.

¿Por qué es importante la educación emocional en niños y niñas?

Es muy importante trabajar la educación emocional, ya que las emociones influyen en nuestra vida cotidiana, en la toma de decisiones, en nuestras elecciones, en nuestras relaciones y en nuestro accionar.

En este sentido, es muy importante enseñar a nuestros hijos e hijas a manejar las emociones, ya que muchas veces sucede que los niños y las niñas no pueden poner en palabras lo que sienten, porque no saben cómo nombrarlo y reaccionan a partir de la emoción, sin poder manejarla adecuadamente.

Esta situación les genera frustración y angustia, ya que se sienten invadidos por la emoción y reaccionan en función de la misma.

¿Cómo enseñar educación emocional?

-Poner en palabras lo sucedido.

  1. Lo primero que podemos hacer como madres o adultos responsables de crianza es ponerle palabra a lo sucedido y buscar describir las características de la emoción, de lo que sintió y de las respuestas fisiológicas que género en su cuerpo, con el objetivo de que el niño o la niña pueda:
  • en un primer momento, comenzar a reconocer la emoción que sintió y
  • en un segundo momento, anticiparse a la reacción que le produce dicha emoción.

-Tomarse el tiempo para dialogar con tranquilidad

  • Es importante tener en cuenta que no es saludable castigar al niño o la niña por la emoción que siente o la reacción que tuvo a partir de una emoción.
  • Si el niño o la niña tiene una respuesta incorrecta o sucede que lastima a otros a partir de algo que siente es necesario que la madre o el adulto responsable de crianza busque un lugar tranquilo y se tome el tiempo necesario para poder  brindarle una explicación de que fue lo que sintió y porque no estuvo bien que hiciera lo que hizo.
  • La explicación brindada al niño o niña debe ser clara y sencilla.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *